Derechos Humanos

Un 10 de diciembre como hoy hace 62 años (en 1948) la Asamblea General de  las Naciones Unidas (ONU) aprobó y proclamo un texto, la Declaración Universal de los Derechos Humanos,  declaración que podemos encontrar AQUÍ .

Esta declaración defiende en  sus artículos:

– Que todos somos libres e iguales en dignidad y derechos y que todos tenemos esos derechos sin distinción alguna de raza, color, sexo, idioma, religión, opinión política o de cualquier otra índole, origen nacional o social, posición económica, nacimiento o cualquier otra condición.

– Que todo individuo tiene derecho a la vida a la libertad y a la seguridad de su persona.

– Nadie será sometido a torturas ni a penas o tratos crueles, inhumanos o degradantes.

– Todos son iguales ante la ley y tienen, sin distinción, derecho a igual protección de la ley. Todos tienen derecho a igual protección contra toda discriminación que infrinja esta Declaración y contra toda provocación a tal discriminación.

–          Toda persona tiene derecho a un recurso efectivo ante los tribunales nacionales competentes, que la ampare contra actos que violen sus derechos fundamentales reconocidos por la constitución o por la ley.

– Nadie podrá ser arbitrariamente detenido, preso ni desterrado.

–   Toda persona tiene derecho, en condiciones de plena igualdad, a ser oída públicamente y con justicia por un tribunal independiente e imparcial, para la determinación de sus derechos y obligaciones o para el examen de cualquier acusación contra ella en materia penal.

–  Toda persona acusada de delito tiene derecho a que se presuma su inocencia mientras no se pruebe su culpabilidad, conforme a la ley y en juicio público en el que se le hayan asegurado todas las garantías necesarias para su defensa.

– Todo individuo tiene derecho a la libertad de opinión y de expresión; este derecho incluye el de no ser molestado a causa de sus opiniones, el de investigar y recibir informaciones y opiniones, y el de difundirlas, sin limitación de fronteras, por cualquier medio de expresión.

Lo que vienen a decir los artículos y fragmentos que he citado arriba es que todos tenemos derecho a la vida, y a un juicio justo con posibilidad de defensa así como a la libertad, pero estos derechos se violan en muchos países y algunos de ellos por desgracia con derecho a veto en la ONU. En países considerados vanguardia de los derechos civiles (no así sociales) como son los Estados Unidos de América todos los años muere gente por la pena de muerte y en algunos casos por desgracia se acaba demostrando que estas personas son inocentes, pero en esta pena no hay corrección posible, ya que si metes a alguien en la cárcel le das dinero cuando salga si es inocente, pero si le matas, ¿Qué haces después? ¿Le devuelves a la vida? Va  a ser que no es posible esto último.

Esta declaración también defiende, en su artículo 19 que: “Todo individuo tiene derecho a la libertad de opinión y de expresión; este derecho incluye el de no ser molestado a causa de sus opiniones, el de investigar y recibir informaciones y opiniones, y el de difundirlas, sin limitación de fronteras, por cualquier medio de expresión.”. Pues bien aquí nos chocamos de lleno con el caso Wikileaks en esta web/proyecto que es Wikileaks las personas perteneciente a este organismo y colaboradores tratan de difundir aquellas acciones que hacen los gobiernos en las “sombras” por decirlo de alguna manera, aquello que no quedaría bien delante de la opinión pública, porque esta rechazaría de pleno dichos actos.

Wikileaks hace unos meses publico documentos donde se confirmaban torturas y matanzas de civiles en Afganistán hechos que creo van en contra no solo de esta declaración de derechos sino también de algunas leyes ya sean nacionales o internacionales de algunos países. Es este momento empezó la persecución hacia su fundador Julian Paul Assange, con acusaciones de delitos en Suecia pero la gran bomba explota estas semanas pasadas, Wikileaks hace público que va a desvelar más de 200 mil “cables” (comunicados entre los Estados Unidos de América y sus embajadas) donde reflejan opiniones sobre los gobernantes de los distintos países y la política oculta de estos. Es aquí cuando empieza la caza de brujas contra Julian Paul Assange y contra Wikileaks, En EEUU encontramos a Sarah Palin y algunos senadores de EEUU los cuales acusan a Assange de Terrorista y en ocasiones piden incluso su asesinato. Por hacer  públicas las cosas que quieren esconder y que de ningún modo ponen en peligro la seguridad nacional de ningún país como han declarado. Y si bien el que salgan a la luz algunos actos provoca reacciones en contra de los EEUU o discusiones entre terceros paises, es fácil, si hay algo que sabes que no debes hacer no lo hagas, pero aun así los gobiernos lo han hecho siempre y por desgracia seguirán haciendo cosas que van en contra de la voluntad general del pueblo al cual gobiernan y en teoría representa.

Pero este hecho tiene aún más calado en cuanto al Estado de Derecho se refiere, un tipo de estado que está en crisis en la actualidad. Uno de los pilares del Estado de Derecho es  el Imperio de la Ley, y la ley es en teoría la voluntad general del pueblo que vive en el territorio donde se aplican, y la voluntad general de la mayoria de ciudadanos nos dice que queremos y debemos saber que hacen nuestros gobiernos a nuestras espaldas y si representa o no la moral y cumple o no las leyes de la sociedad que gobiernan, pero ahora cuando todo sale a la luz todos se afán en acallar en silenciar a los que hablan y a los que les apoyan.

En internet el ciberactivismo se está transformando en guerra digital, los gobiernos presionan por cerrar las webs de Wikileaks y cortarle su financiación, frente grupos como “Anonymous” atacando a las empresas y gobiernos que van en contra de la libertad de información, de expresión y de prensa, donde cualquiera puede ayudar buscando en los sitios adecuados con descargarse un simple programa y hacer un “clic”. Pero esto no podía durar mucho tiempo ayer día 9 en Holanda detuvieron a un adolescente de 16 años por participar en la “operación payback” de Anonymous en el ataque a las webs de aquellos que van en contra de Wikileaks.

Y me pregunto y espero que así lo haga también el que lea esto ¿Dónde quedan esos Derechos Humanos  cuando el propio estado de derecho el que debería defenderlos es quien persigue a los que los reclaman y los usan?

Para ir finalizando me gustaría expresar mi solidaridad con el premio nobel de la paz, Liu Xiaobo, el cual es silenciado en China por el estado fascista, disfrazado de falso comunismo.  Es de recordar que se celebraron hace no mucho unos juegos Olímpicos en Pekín juegos que han de ser baluarte de la paz y las libertades que paradójicamente no se respetan en China, ¿se hizo bien haciendo estos juegos allí? Lo dejo caer…

Por ultimo expresar mi concordancia con el presidente de Brasil Lula Da Silva de que la situación contra Assange y Wikileaks y la falta de respaldo internacional es espantosa aún más cuando se tratan defender derechos como son las libertades ya sean de opinión de información y de expresión; y espanto sobre todo por el poco castigo de las declaraciones de aquellos que piden el asesinato de quien los defiende y la represión de los que muestran su respaldo, en este caso a Wikileaks y a Assange.

Deja un comentario