El abuelo a juicio

Carlos Fabra durante intervencionCarlos Fabra, el personaje más reconocido de Castellón el abuelo del aeropuerto sin aviones, una persona a la que le ha tocado más veces la lotería que todo Castellón junto, la única persona que cuando le va mal un juicio no cambia de abogado sino de juez, irá al banquillo por los delitos de tráfico de influencias, cohecho y fraude fiscal.

Durante más de 7 años son diversos los jueces y juezas que han llevado el llamado “Caso Fabra” y ninguno o ninguna quien lo ha juzgado, hasta que año paso se dictamino que el delito había prescrito todo ello gracias a que mientras los jueces se pasaban el caso el uno al otro paso el tiempo en el que podía juzgarse, por suerte (no para el), se dictamino que los delitos no habían prescrito ya que se habían estado “juzgando”.

Y ahora parece que la justicia empieza a actuar con Fabra acusado de tráfico de influencias, cohecho y fraude fisca, con una fianza de 4,3 millones de euros (la fianza más alta impuesta a un político)  junto con María Amparo Fernández, al empresario que acusó a ambos, Vicente Vilar, y a la exesposa de este, Monserrat Vives. A la primera le exige una fianza de 1.718.192 millones de euros y a Vilar y a Vives otros 800.000

Mientras estos son algunos de los datos que deja en la provincia la “gestión Fabra”:

Aeropuerto de Castellón. 2.700 metros de pista, una terminal de pasajeros, otra de carga y 3.000 plazas de aparcamiento. 150 millones de euros de gasto, que no inversión, para el tercer aeropuerto en 200 kilómetros a la redonda (el de Valencia está a 72 km). ¿El número de vuelos? Cero.  Una estatua de 300.000 euros, meriendas y excursiones de las personas mayores con merienda incluida saliendo del heraldo público. Y 30 millones de euros en publicidad.

Mundo Ilusión. 1.9 millones de euros en un estudio de viabilidad en el año 2000 a una empresa norteamericana, otros 4 millones de euros en estudios informativos y proyectos sin concretar, y  400.000 en salarios de los directivos de la empresa Centro de Ocio Mundo Ilusión SL. Pelotazo urbanístico de 18,8 millones de metros cuadrados (más 5 millones de euros), a cambio 800.000 metros gratis para la Generalitat. 185.000 euros para la promoción de Mundo Ilusión ante organismos internacionales a cuenta de una empresa de comunicación. 1.444.897,06 euros  entre 2005 y 2008, 316.820 euros en 2009 y 100.000 en 2010.

Estos son los 2 casos que mas se han alargado con el paso del tiempo, pero no hay que olvidar, la compra de animales disecados el año pasado a la cual se dedico más dinero que al plan de creación de empleo, las empresas públicas de las cuales no se conoce actividad pero tienen a personas contratadas aunque sea para decir que la empresa ya no existe o ha cerrado si alguien llama. Campos de golf presupuestaos no construidos torneos de Golf millonarios y cesión d espacios públicos a entidades privadas en detrimento de las instituciones públicas que los necesitaban.

¿Cuánto dinero de las arcas públicas nos podríamos haber ahorrado sin tanto cambio de Juez?

 

Deja un comentario