España de la democracia al fascismo pasando por las urnas.

Puede que sea premeditado o exagerado el título de esta entrada, pero desde que el pasado año tras las elecciones autonómicas y en especial el mes de diciembre en que tomara posesión del gobierno del Estado Español el Partido Popular ha habido cambios muy significativos en la calidad democrática del país, así como en los derechos y libertades, que en más de un caso nos han llevan a como nos encontrábamos hacia 40 años.

Algunos ejemplos de estas violaciones de derechos y libertades, en pro de actitudes propias de estados fascistas o totalitarios son: el intento de expulsión del centro educativo de un alumno de Almazora que subió una foto donde se veía que tenían que dar clase con mantas debido al frio, o las cargas repetidas, desmesuradas, con abuso de poder y mentiras en los partes policiales que sufrieron los alumnos del Lluis Vives. La retención ilegal de jóvenes en Barcelona porque si salían a la calle podían cometer algún delito, sin aportar pruebas de ello, y manteniéndoles más tarde en prisión porque había una manifestación violando a demás de la presunción de inocencia y la libertad, el derecho de manifestación. Otros ejemplos son el uso del ejercito en las cuencas mineras para “luchar” contra los mineros en huelga, cargar contra manifestaciones pacificas, sobre todo en Madrid, por orden expresa del Gobierno. Prohibir manifestaciones o concentraciones porque iban contra la actuación del gobierno, amenazar con ilegalizar las organizaciones que critiquen los recortes así como amenazar con despidos a los funcionarios públicos que hablen con periodistas; coaccionar  o “incentivar” para que la gente presenten denuncias contra sus vecinos (como se hacía en la guerra y en la postguerra) como por ejemplo el caso de Sanchez Gordillo.

En el ámbito militar nos encontramos que tras el cambio de cúpula del Estado Mayor se ordena investigar a todos los reservistas. Y acto seguido manda una misiva a los altos rangos recordando que no pueden declarar nada en público pues son militares tras las filtraciones de entre otros documentos el recorte en Defensa el cual pone en riesgo a los soldados en misiones al reducir ampliamente la logística e infraestructura pero no la compra de armamento militar (compra que curiosamente se hace a un grupo armamentístico relacionado con el ministro de defensa).

En el ámbito legal hemos comprobado (gracias a que el BOE es público, entre otros) como el PP quiere subyugar a población mediante la prohibición y el miedo propios de los estados totalitario o fascistas. Una de las primeras medidas en este sentido fue equiparar la resistencia pacifica con la violenta, en resumen te cuesta los mismo quedarte en el suelo y que el policía te arrastre que pegar al policía; se equipara la resistencia violenta, dentro de un ámbito de manifestaciones con alteración del orden quema de contenedores y demás, a terrorismo, así que cuidado en las manifestaciones igual te sientas en el suelo a modo de resistencia pacífica y te acusan de terrorista si hay un contenedor ardiendo cerca.  Se instaura la exclusión racista de los extranjeros 100% tasas universitarias extracomunitarios y negación del derecho a la sanidad. Se persigue a los enfermos, ancianos y parados, el copago en medicamentos, la retirada de derechos como el subsidio por desempleo o el derecho a la sanidad. Viola el derecho de libre circulación y salida del país bajo amenaza de perdida de derechos. El intento de censura de internet. Una reforma laborar que deja indefenso al trabajador y con miedo de las consecuencias si pide justicia. La persecución de quien mendiga con multas desorbitadas cuando no tiene ni dinero para comer. Y la regresión en derecho del aborto a la época franquista.

Además de calificar el ondear la bandera del estado legítimo y democrático de La República como incitación a la violencia mientras no se dice nada del aguilucho y mantiene títulos al genocida de Franco.

Esto por el momento, aunque como ha hecho referencia el Ministro Wert, sino les gustan las leyes las cambiarán.

Es por lo dicho que afirmo que España esta de camino al fascismo, si no es que esta ya en el, pasando por las urnas.

Dicho esto terminare con unas citas de la Declaración de Derechos del Hombre y del Ciudadano y de la Declaración de Derechos de Virginia respectivamente:

Artículo 16.Toda sociedad en la cual no esté establecida la garantía de los derechos, ni determinada la separación de los poderes, carece de Constitución.

Artículo 3.- Que el gobierno es, o debiera ser, instituido para el bien común, la protección y seguridad del pueblo, nación o comunidad; de todos los modos y formas de gobierno, el mejor es el capaz de producir el máximo grado de felicidad y seguridad, y es el más eficazmente protegido contra el peligro de la mala administración; y que cuando cualquier gobierno sea considerado inadecuado, o contrario a estos propósitos, una mayoría de la comunidad tiene el derecho indudable, inalienable e irrevocable de reformarlo, alterarlo o abolirlo, de la manera que más satisfaga el bien común.

 

Deja un comentario

Una idea sobre “España de la democracia al fascismo pasando por las urnas.”